LA VUELTA DEL ARCA DE NOE - Foro
Domingo, 2016-12-04, 4:15 AMBienvenido(a) Visitante | RSS
CONTACTO ADONAY
ENTRADA
TEMAS MAS LEIDO
  • LECCIONES DE CONCIENCIA CÓSMICA (9)
  • LO QUE LOS EXTRATERRESTRES HAN DICHO A GIORGIO BONGIOVANNI (4)
  • HISTORIA DE LA HUMANIDAD TERRESTRE (4)
  • LA BIBLIA Y LOS EXTRATERRESTRES (4)
  • LABORIOSIDAD INTERPLANETARIA (3)
  • AMA A TU PROJIMO MAS QUE A TI MISMO (3)
  • EL SANTO TEMOR DE DIOS (3)
  • BARATH, ATLÁNTIDA, ISLA POSEIDÓN (3)
  • GRIGORRI RASPUTIN. RUSIA (2)
  • IMPORTANTE LEER : LOS HIJOS DEL SOL Y LOS HIJOS DE LA TIERRA (2)
  • IR A: VIDEOS - BLOG  [ Mensajes privados() · Nuevos mensajes · Participantes · Reglas del foro · Búscar · RSS ]



    Página 1 de 11
    Foro » EUGENIO SIRAGUSA » Eugenio Siragusa, libro: EL ANUNCIADOR » LA VUELTA DEL ARCA DE NOE (CAPITULO 7)
    LA VUELTA DEL ARCA DE NOE
    bookFecha: Sábado, 2012-12-15, 6:03 PM | Mensaje # 1
    Visitante
    Grupo: Visitante
    Mensajes: 844
    Premios: 0
    Reputación: 0
    Estatus: Offline
    Extraido de: http://www.edicolaweb.net/nonsoloufo/aqus_pdf.zip

    CAPITULO VII

    LA VUELTA DEL ARCA DE NOE






    El destino atávico de la humanidad es volver sobre sus propios pasos, cometer los mismos errores, tropezar en la misma piedra del camino. Mientras los habitantes humanos de los viejos continentes desaparecidos, Atlántida, Lemuria... llegaron a la energía atómica en su desarrollo y en un momento determinado llegaron a su utilización bélica con gravísimas consecuencias para la supervivencia de la especie, los Extraterrestres llevaron a cabo su programa de salvamento de animales, plantas y el hombre mismo. La operación “Arca de Noé” tuvo como objetivo salvaguardar las especies que volverían sobre la Tierra, una vez terminado el diluvio. Según el contenido encontrado en los mensajes de Eugenio Siragusa, y según hechos objetivos aparecidos, en numerosos puntos de la geografía, esta misma operación “Arca de Noé”, en versión actual, se estaría llevando a cabo por naves extraterrestres, formando parte de dicha operación el rescate de animales, plantas y hombres llevado a cabo en puntos muy precisos del Planeta.


    19. Nuevo encuentro extraterrestre


    A partir del encuentro físico de Eugenio Siragusa el 9 de agosto de 1963, los encuentros siguientes tuvieron un contenido específico que afectaba a la segunda parte del programa y la inclusión de otros operadores en él.
    Eugenio Siragusa, durante estos años, ha solido encontrarse físicamente con los Seres del Espacio cada vez que su trabajo lo requería y ello ha venido produciendo un encuentro anual a partir de 1962.
    En el comunicado que hizo público el 24 de abril de 1964, Eugenio Siragusa volvió a referirse a su último encuentro físico transcribiendo el contenido de la comunicación que hacía referencia a los poderes públicos y que le fue permitido adelantar. Decía así:
    “A todos los hombres de gobierno y pueblos de la Tierra, a todos los científicos, a todos los centros de estudio interesados, a todos los hombres de buena voluntad:
    Comunico haber tenido recientemente un largo y personal diálogo con un piloto extraterrestre, jefe del equipo de una Cosmonave (Disco Volante), perteneciente a una flota que opera en territorio europeo.
    El personaje, originario del Planeta Venus, el mismo encontrado por mí en otras ocasiones en alguna localidad del volcán Etna, me ha permitido comunicaros y divulgar en parte, la naturaleza del diálogo que mantuvimos. Este es su contenido:
    Los Superiores Jefes, que dirigen las operaciones de la Flota Cosmoaérea de algunos planetas de vuestro sistema solar y que forman parte a su vez de una gran Confederación Cósmica Interestelar que reagrupa a un gran número de sistemas solares galácticos y extragalácticos del Universo, aseguran que no es su intención forzar con intenciones coercitivas vuestra natural evolución cósmica.
    En cambio, es su precisa intención haceros comprender resueltamente la urgente necesidad de modificar radicalmente la grave actitud que desarrolla la ciencia nuclear al servicio de la luctuosa hegemonía bélica.
    Nuestra enérgica intervención mira principalmente a la anulación de la criminal involución científica en continuo desarrollo hacia los límites extremos de una pavorosa e irremediable catástrofe de inimaginable naturaleza cósmica.
    Nuestros inmensos recursos técnico científicos, han permitido a nuestra ciencia poder individualizar y medir las titánicas y caóticas convulsiones que agitan el núcleo de la masa igneocosmica de vuestro Planeta, levantando tras de sí una no menos grave acentuación vibratoria caótica del anillo magneto esférico del Planeta que habitáis, y por consecuencia, un desorden no indiferente para la normal actividad cosmo física y cosmo energética de los otros planetas próximos.
    Nuestras conocidas manifestaciones han mirado y miran a hacer comprender a los hombres de gobierno, científicos y jefes religiosos de todo el mundo, y a todos los hombres de buena voluntad, la necesidad de la completa abolición de todos los experimentos primero, y después la completa destrucción de todas las reservas de bombas atómicas.
    Todavía domina la soberana hegemonía de la fuerza mental destructiva, siempre bien dispuesta a suprimir todo hálito de vida, de paz y de amor.
    Todavía existe la pavorosa amenaza de vuestra autodestrucción; del caos cósmico de vuestro planeta.
    Nosotros no queremos recurrir a medios persuasivos, pero si la pasiva voluntad de los hombres responsables perdura en una larga espera, nos veremos obligados, de mal grado, a hacerlo en tutela de vuestra supervivencia, por el necesario equilibrio de las fuerzas cósmicas que regulan la vida en otros planetas y por la verdad de la Eterna Ley del Divino Poder que os sobrepasa.”
    En el anterior libro, Eugenio Siragusa, Mensajero de los Extraterrestres, dimos un gráfico que reproducía la variación del eje magnético de la Tierra en 45° grados y que produjo el llamado “Diluvio” y la mutación de los continentes.
    Hoy aquí, queremos añadir otro gráfico; el que hace referencia al continuo proceso de desviación de nuestro eje magnético, solicitado y perturbado por los continuos experimentos nucleares, ya sea en la atmósfera o en el subsuelo del Planeta.
    Algunos estudiosos, en su fuero particular, han descubierto el actual proceso de desviación del eje magnético, simplemente al comprobar la orientación en que se encontraban sus ciudades hace unos años, tan sólo diez, y la diferencia de grados que pueden comprobar hoy.
    Completando la información anterior, el Centro Studi Fratellanza Cósmica, de modo privado, facilitó también el contenido de una serie de datos facilitados a Eugenio Siragusa sobre el estado y la evolución del eje magnético del Planeta, y sobre las consecuencias futuras de su desviación que podrían afectar a tres cuartas partes del Planeta. Personalmente hemos podido comprobar unos mapas elaborados por el propio Eugenio Siragusa, a partir de los datos que en su encuentro físico le fueron facilitados, y que revelan la imagen de nuestro planeta después de que el eje hubiera sufrido una nueva desviación.
    El contenido de uno de los mensajes, alusivos a este proceso de desviación del eje magnético de la Tierra, era el siguiente:



    “Afirmo que el eje magnético de vuestro Planeta está en fase crítica y su desviación en progresivo aumento hacia el Este.
    El continente Norte Americano, comprendida Canadá, se desviará hacia el Noroeste, y el continente Sud Americano, hacia el Oeste.
    Incluso otros continentes sufrirán fuertes movimientos de deriva.
    Hace cerca de dos millones de años, a causa de la caída sobre vuestro planeta del satélite Tir, en la zona del Pacífico, con la destrucción casi total del continente Mu, se produjo la fuga del eje polar en 45° hacia el Este, con las desastrosas consecuencias que ya conocéis bien.
    Ahora, la faz de vuestro Planeta está sufriendo un radical cambio o mutación.
    Es fácil la repetición de este desastre y ello gracias a vuestras continuas explosiones nucleares subterráneas, cuyo dinamismo solicita, siempre de modo creciente, la fase crítica del eje magnético de vuestro Planeta. Una vez sobrepasada esta fase, entraría en otra hipercrítica, que tendría como consecuencia la inevitable fuga del eje magnético.
    Es imposible para vosotros imaginar siquiera los efectos que esta causa desarrollarla. La deriva de los continentes vendría inmediatamente, producida por la contracción de la masa sólida que comprende la superficie actual terrestre, mientras que los océanos se elevarían como titanes, invadiendo las bajas superficies de los continentes, hasta alcanzar los 1.200 metros de altura.
    Nuestro operador en servicio sobre la Tierra, ha recibido gráficos de nosotros que reflejan los pasados eventos de “Saras”. Consultádio: él sabe mucho más de cuanto, en síntesis, yo os he expresado.
    El aumento en intensidad y número de los terremotos sobre vuestro Planeta, no son más que un índice revelador que podría multiplicarse si perseveráis en el error y vuestra ciencia deletérea continúa desarmonizando el Planeta.

    Paz. - Adoniesis.”




    Desviación eje magnético.


    Como referencia y a título informativo, incluimos el gráfico anterior que Eugenio Siragusa recibió telepáticamente en su época de preparación y que reflejaba el cambio de posición del eje magnético cuando se produjo la desviación de 45° grados.
    En esta nueva desviación también se vería seriamente afectado el continente europeo, siendo engullidos por el agua tres cuartas partes de su superficie. Europa se vería atenazada por el Norte y por el Sur, dividida en nuevas formas y convertida en un archipiélago flotante...
    Este es otro de los gráficos que acompañan el mensaje:




    Movimiento de continentes.


    El Centro Studi Fratellanza Cósmica hizo públicas, en el año 76 y durante el mes de mayo, dos alusiones que repetían y ampliaban el contenido de los comunicados que abren este capítulo.
    La primera se refería a Europa y en ella Eugenio Siragusa ponía de manifiesto parte de la documentación que le habían facilitado sobre el contenido total de la desviación del eje magnético:
    “He sabido que el continente Norte Europeo sufrirá una desviación en dirección Noroeste. El continente Sur Europeo sufrirá una desviación en dirección al Suroeste. Las naciones orientales sufrirán movimientos de hundimiento y las occidentales se elevarán sobre el nivel del mar. Es inevitable el desfondamiento y la invasión de los mares. La cara del mundo cambiará. Donde hoy hay mares habrá tierra y donde hoy hay tierra habrá mares. Otros continentes serán mutilados y los Polos se desviarán, nuevamente. El Polo Norte se desviará 45° al Oriente, y el Polo Sur, 45° al Occidente.
    América del Norte se desviará en dirección Noroeste; América del Sur, en dirección Suroeste. El Planeta se contraerá en un 60%, con la consiguiente elevación de las aguas y la invasión de la superficie terrestre hasta una altura de cerca de 1.200 metros.”
    El mismo año se hizo público un comunicado que recalcaba algunos aspectos de los comentados hasta ahora. El primero y último párrafos de dicho comunicado decían así:
    “Vuestro mundo está destinado a mutar. La mutación es inevitable y lleva implícita una variación sustancial de vuestra genética informativa y por tanto de los valores fundamentales que instruyen el orden existencial de los elementos que coordinan los seres vivientes y operantes, incluido el hombre.
    La crisis que afecta a vuestro Planeta no ha alcanzado todavía el punto hipercaótico. Está en una fase hipercrítica. Cuando alcance el punto hipercaótico será demasiado tarde para poder poner remedio. Os lo hemos querido repetir una vez más.”

    20. Medicina extraterrestre aplicada


    A medida que el tiempo ha ido pasando, como con un tamiz, Eugenio Siragusa ha ido dejando aparecer elementos de su propio y personal conocimiento y que afectaban a diversos aspectos fundamentales de la naturaleza humana, de su equilibrio actual y de su futura supervivencia. En ese marco se insertan las investigaciones del “Astral”, el estudio de la Macrobiótica, la Biodinámica y la Geofisiobiosicoterapia.
    En cierta forma, las investigaciones del Centro Studi Fratellanza Cósmica parten de un concepto determinado del hombre, concepto que fue acuñado en unos comunicados del Centro a finales de los 60, a punto de terminarse la segunda parte del programa operativo.
    Dos aspectos fundamentales de esta teoría general del hombre y su equilibrio psicosomático son, el desequilibrio cinético y la disminución de la energía...
    El 13 de noviembre de 1972, en México, se había iniciado el cuarto Coloquio Internacional Le Petit, que había reunido a setenta científicos de diversos países, incluidos algunos Premios Nóbel de Medicina y Química. El tema general del Congreso fue el “Estudio de los mecanismos vitales de la célula”.
    Con este motivo, el Centro Studi Fratellanza Cósmica hizo público un amplio comunicado que llevaba como título “Naturaleza del Hombre”:
    “El hombre físico no es solamente resultado de una combinación química (según una interpretación monovalente de algunos sectores de la ciencia) sino, y sobre todo, la materialización de una cierta energía de naturaleza psíquica.
    Esta energía, caracterizada por un ritmo de movimiento diferenciado, es astral o solar. Es justamente esta energía solar la que penetra en el sistema celular del organismo humano y lo hace vibrar de conciencia vital.
    El sol es, en efecto, una verdadera glándula endócrina del cuerpo del ser macrocósmico que nos contiene a nosotros los humanos.
    Como instrumentos, estamos sometidos al dinamismo diferenciado de la energía psíquica solar y por consiguiente, sujetos a una organización psico biofísica. Es en el Sol, en virtud de su función particular, donde reside la inconmensurable inteligencia cósmica.
    Siendo causa principal de todos los efectos manifestados en la creación, esta inteligencia forma, organiza e irradia consciencia vital a todas las estructuras de los mecanismos astrofísicos y biofísicos que son sus propios medios de expresión en la dimensión tiempo espacio.
    Por consiguiente, todo cuerpo material (mineral, vegetal, animal y humano) es la resultante del poder vibratorio de esta energía cuyo dinamismo está programado con precisión según leyes fijas e inviolables.
    Estas afirmaciones han sido confirmadas por los sabios terrestres, que muy recientemente han descubierto que, todos los seres vivientes no están solamente dotados de un cuerpo físico, compuesto de átomos y moléculas, sino también de un cuerpo de energía desconocida que no es ni eléctrica, ni electro magnética. Hablemos claramente de un campo estructurador de formas.
    Este “Campo estructurador de formas” es definido por los extraterrestres como inteligencia creadora. Inteligencia que interpenetra y compenetra las células del cuerpo humano y las pone en un estado de vibración vital, según un ritmo que está en armonía con la fuerza energética del campo organizador primario o inteligencia cósmica.
    ¿Cuál es la energía que penetra la célula?
    ¿Cuál es la causa de disminución del poder vibratorio de esta energía?
    La ciencia humana sabe hoy que las células vivas de cualquier organismo tienen una inteligencia y una memoria que les es propia. Esto no solamente en el cerebro, sino igualmente en todo el cuerpo. Tienen, en efecto, el poder de renovarse y de multiplicarse desde el nacimiento hasta la muerte.
    Puede hacerse notar la analogía que existe entre las células del organismo biofisico hombre y las del organismo astrofisico Tierra. Estas últimas están representadas por nosotros, los humanos. Ambos tienen el poder de renovarse y de multiplicarse en virtud de la misma energía vibratoria que actúa en dos planos distintos y con un ritmo de movimiento diferente.

    ¿Qué heredan las células nuevas de las viejas?

    La medicina psicosomática nos da una respuesta convincente. Nos dice que, en el hombre, el poder de renovación de las células está frenado y lastrado por acumulaciones de errores, de represiones, de frustraciones, de desilusiones, de miedos, de angustias y de tensiones de toda especie que lo solicitan diariamente, imprimiéndose en la memoria celular abrumando la inercia de la fuerza vital existente al nacimiento.
    En consecuencia, ante estos obstáculos, las células no pueden continuar su renovación. Memorizan todo lo negativo y pasan bastante rápidamente de un esquema de comportamiento normal a un esquema irregular. En este estado, la “memoria” negativa que pesa y frena ha sido transmitida por la célula vieja a la nueva, la cual memoriza, a su vez, su propia experiencia y la transmite a la célula siguiente.
    Estos “recuerdos” así acumulados, son suficientes para provocar la disminución del poder vibratorio de la energía que alimenta el sistema celular.
    De esto resulta la secreción de una substancia química llamada por los científicos Episome, que es una parte actuante del ácido nucleico y que parece estar implicada en mecanismos muy importantes, tales como la inmunidad, el desarrollo del organismo, el envejecimiento y aquel mecanismo a través del cual surge el cáncer.
    Se tiene la impresión a este nivel, de que la ciencia terrestre trata de dar una nueva respuesta al problema, respuesta idéntica a la que da la ciencia extraterrestre, es decir: los episomas, llamados factor R, que llevamos en nosotros desde nuestro nacimiento, y que por tanto no son virus de procedencia exterior al organismo, sino más bien la substancia química segregada por la célula cuando sufre una disminución del poder vibratorio de la energía que la penetra y le da su vitalidad. Nos podemos preguntar al respecto de los animales, a los que también alcanzan los tumores, si se puede hablar también de frustación, de represiones y de tensiones que provoquen el cáncer. La respuesta es afirmativa. En efecto: el hambre es igualmente una causa de tensión y hasta la fuerza de gravedad es un freno que actúa sobre el poder de renovación de las células.
    El potencial vibratorio inicial de las células es frenado por la gravedad y entorpecido por el cúmulo de tensiones de todo tipo, hasta el momento en que un órgano o un conjunto de órganos está demasiado débil para poder funcionar.
    Nosotros llamamos a esto enfermedad, vejez o muerte.
    El fin de toda psicoterapia es aliviar las células enfermas para permitir al organismo volver a encontrar la salud. Contrariamente a la psicología, que trata de esa cosa misterosa que es la mente, la medicina psicosomática se ocupa de la células. La idea del médico es descender hasta el nivel de la célula para que pueda nuevamente crecer y funcionar. Pero el hombre que se somete al tratamiento, no puede esperar la curación si sigue ligado a la idea que ha provocado el mal. La terapia psicosomática se aplica con la ayuda de una ligera hipnosis, durante la cual el paciente, que está inconsciente, colabora con quien lo cuida. Si en cierto momento el paciente recibe la orden de liberarse de la convicción que provoca su mal físico, pero considera que esta convicción es más importante que la curación, entonces se bloquea y no puede experimentar ningún progreso. Así el hombre es víctima de sus propios prejuicios, que lo tienen constantemente en tensión. Sus inhibiciones son memorizadas por las células de su organismo y a continuación transmitidas a las células nuevas.
    Los Extraterrestres, que no padecen los complejos propios de nuestra humanidad, actúan con respecto a nosotros como lo haría un psicosomático: con una metodología demostrativa apropiada, que nos puede parecer ilógica, y con la ayuda de algunos operadores terrestres, manifestando conceptos de una lógica polivalente, tratando de persuadirnos para que abandonemos nuestras convicciones, causantes por sí mismas de mil males que nos afligen. Pero nosotros, considerando que nuestras convicciones son muy importantes, rehusamos liberarnos de todas las inhibiciones, frustraciones y tensiones que nos angustian y crean la duda, tanto a nivel individual como colectivo.
    A aquellos que preconizan un cambio de terapia hacia la humanidad, es decir, el empleo de la violencia y de la fuerza para obligarla a renunciar a sus propias convicciones (por ejemplo, el aterrizaje en masa por parte de los Extraterrestres que nos quitase toda capacidad de decisión) les decimos que ese género de tratamiento se aplica inútilmente desde los orígenes de nuestra Historia.
    Las criaturas que provienen de otros mundos más evolucionados, saben por su lógica volumétrica, que no considera hechos relativos como si fuesen absolutos, que para funcionar siempre a pleno régimen, un organismo, o una sociedad humana, deben tener necesariamente la voluntad de liberarse de todos los prejuicios y complejos. Prejuicios y complejos que frenan y entorpecen el proceso de renovación celular y provocan las enfermedades, entre ellas el cáncer.
    Pero la verdad espanta al hombre y son los argumentos del hombre los que predominan sobre la cordura de la verdad. Lo que pasa en nuestro mundo puede compararse a lo que se observa en un bosque de grandes árboles. Los árboles gigantes son los grandes cerebros que forjan las grandes ideas. Los arbustos representan la gran masa humana, que no puede desarrollar sus propias ideas nuevas a causa de las grandes ideas que la dominan y sujetan. En el bosque frondoso que es la sociedad humana, sólo los hombres dispuestos a adaptarse al dominio de los grandes cerebros pueden sobrevivir, pero sin poder soportar ningún otro cambio, hasta tal punto que no pueden ya tolerar las ideas que son aceptadas como normales en otras partes, como por ejemplo, en las sociedades extraterrestres, donde las ideas están bañadas por la benéfica luz solar directa.
    Esto sucede en nuestra sociedad porque todas nuestras ideas, sin excepción, ya sean las pequeñas ideas de la masa o las grandes ideas de los grandes cerebros, son monovalentes. No les es posible a las ideas polivalentes expresarse donde las otras, las de los grandes cerebros, dominan. Si debe haber cambios, éstos se producirán siempre en el borde del bosque, por la acción de los hombres que hayan liberado su mentalidad de todo prejuicio.
    Una de las leyes de la vida y del universo quiere que todo se transforme y cambie, pero la idea monovalente niega, por definición, esta posibilidad. Negándola llega el día en que esta idea deja de desarrollarse y comienza a morir. Hoy, las ideas de nuestro mundo, tanto las pequeñas como las grandes, están moribundas, a pesar de los diferentes esfuerzos de adaptación emprendidos en un medio planetario en perpetuo cambio. Mueren porque son limitadas y pobres. Y también porque las diferentes tentativas de adaptación que han sufrido las han deformado y transformado, de forma monstruosa. Por ello mismo, en este proceso de deformación, se destruyen y con ellas la sociedad que las ha adoptado.
    La verdad es un desafío a nuestra voluntad, acostumbrada desde hace mucho tiempo a destruir el ser o la cosa que intenta decirnos lo que no queremos escuchar.
    El punto de partida de esta respuesta a las conclusiones del susodicho Congreso “Le Petit”, estaba basado y apoyado en el concepto global del hombre y en la relación entre sus componentes: energía, materia y conciencia.”
    Seguía el comunicado:
    “El Universo está lleno de líneas de fuerza magnética que contienen la base de su estructura y de su evolución. Estas líneas de fuerza son energía luz en forma de corpúsculos y de ondas.
    La luz es una corriente de corpúsculos de energía con movimiento ondulatorio. Si la velocidad de la corriente corpuscular aumenta, disminuye la longitud de onda. Ello quiere decir que en la luz se tendrá otra forma de corriente corpuscular.
     
    bookFecha: Sábado, 2012-12-15, 6:05 PM | Mensaje # 2
    Visitante
    Grupo: Visitante
    Mensajes: 844
    Premios: 0
    Reputación: 0
    Estatus: Offline


    El Sol, en el conjunto galáctico, es un acumulador transformador distribuidor de la energía luz que estructura el Universo.
    La energía humana emitida por el Sol, tiene una frecuencia bien determinada de la que dependen las diversas formas de vida de cada planeta.
    Cada uno de los soles del Universo tiene su propia frecuencia de luz. Esta frecuencia está determinada por la rotación del mismo Sol y por la rotación del sistema planetario completo en el conjunto galáctico.

    El planeta Tierra, por tanto, recibe una frecuencia de energía luz que depende y está en relación directa con la velocidad de rotación de nuestro Sol.
    ¿Qué pasaría en la Tierra, qué le sucedería al hombre en particular, si aumentara la frecuencia de la luz solar?
    El hombre es un conglomerado biofísico molecular, cuya forma material está estructurada por un determinado campo de fuerza. Este conglomerado biofisico molecular se halla estrechamente vinculado al campo de fuerza creado por la velocidad de rotación del Sol. Si esta velocidad de rotación aumentara, la frecuencia de la luz emitida por el Sol variaría y entonces la Tierra y sus enzimas, incluido el hombre, sufrirían una mutación.
    Si aumentase esta velocidad de rotación del Sol, la Tierra recibiría una luz con un nivel superior de frecuencia. Este aumento de intensidad de frecuencia de la energía, produciría una vida totalmente distinta, que se realizaría de una forma diferente a la que actualmente conocemos. Esto quiere decir que el ciclo de la vida sobre la Tierra sería completamente distinto, porque a causa de las inevitables transformaciones que se producirían a nivel electrónico molecular, los reinos vegetal y animal, adoptarían una nueva forma de vida diferente a la actual.
    El hombre, por los mismo motivos indicados, sufriría una transformación del campo de fuerza que lo estructura, debido a que la materia está influida por la energía luz. El sistema celular del organismo estaría expuesto a la influencia de la nueva energía.
    No habiendo tomado todavía el hombre de hoy real conocimiento del mecanismo del sistema solar, el hombre no está en condiciones de poder controlar estos cambios.
    Cuando logre controlar la energía luz, sabrá también controlar su aumento de frecuencia y será, por tanto, capaz de variar las estructuras de la materia.
    Ahora ha llegado el momento en que la humanidad de la Tierra llegará a recibir un nuevo conocimiento, a fin de que tenga una nueva comprensión de los acontecimientos que van a acaecerle, para que en el futuro el desarrollo de la vida pueda continuar en paz y armonía.
    ¿Qué sucedería si el Sol aumentase su velocidad de rotación, con el consiguiente aumento de la intensidad de la luz?
    En primer término, los hombres quedarían ciegos, sus órganos visuales no estarían en condiciones de recibir la diferente variación del nuevo espectro luminoso, porque el aumento de la velocidad corpuscular variaría la frecuencia y longitud de onda de la luz. Esta nueva frecuencia no podría ser captada por los ojos humanos, que están ajustados para una frecuencia distinta.
    Y en segundo lugar, la vida misma sobre la Tierra cambiaría radicalmente, porque también los órganos sensoriales de los reinos vegetal y animal resultarían fuera de banda.
    Y bien: Ese cambio está en acto.”

    Completando este contenido conceptual, el Centro Studi Fratellanza Cósmica, creó un departamento llamado de Geofisiobiopsicoterapia, que incluía todos los niveles conceptuales antes expresados. En la definición del departamento, se hizo pública esta comunicación:
    “Sabemos muy bien que existe una potente energía, aunque completamente diferenciada en su dinamismo, que liga indisolublemente la manifestación vital de todos los seres vivientes, ya sea en nuestro planeta o en otras dimensiones.
    La Geofisiobiopsicoterapia es una nueva ciencia capaz de desarrollar una emisión directa de un tipo de energía que está ausente en el cuerpo humano.
    Sabemos que el cuerpo material del hombre es la resultante del dinamismo mineral, vegetal y animal en fase dinámica de diferenciación, por un proceso de transformación evolutiva.
    Sabemos, incluso, que la transformación desarmónica puede provocar un proceso negativo en ciertos casos y por tanto una desintonización en la energía vital, con la consiguiente carencia de dinamismo celular, lo cual es lo mismo que la enfermedad.
    La Geofisiobiopsicoterapia estudia el sistema de emisión de un tipo de energía necesario para establecer el equilibrio donde ha sido roto, y por tanto desarmonizado, provocando un cambio en el orden astral que informa y gobierna el cuerpo físico. Siendo el cuerpo físico una terminal del astral, la Geofisiobiopsicoterapia pretende devolver, con el cambio directo de energía diferenciada, la estabilidad de la causa, poniendo esta causa en condiciones de transmitir al plano físico los efectos positivos.”
    En el año 1970, el Centro Studi Fratellanza Cósmica difundió y comentó otro hecho de intervención directa: la señora Nasra Abdalla el Kami, una mujer egipcia, de 36 años.
    Nasra padecía una hemorragia crónica desde hacía ocho años. Varios meses antes, había salido del Hospital de la Universidad de Alejandría desahuciada de los médicos.
    Unos días después, Nasra fue a visitar a su hermana, que vivía en la pequeña ciudad industrial de Kafr el Dawar, a unos 50 kilómetros de Alejandría. La hermana la albergó en una habitación próxima a la suya. A las tres de la madrugada, los familiares fueron despertados por unos gritos. Corrieron a la habitación de Nasra y la encontraron vacía. Su llanto ahogado los dirigió hacia la cocina. La mujer fue hallada sobre una mesa, con el abdomen descubierto y heridas y curas recientes. Alrededor había manchas visibles de sangre.
    Nasra contó a los familiares, atónitos y espantados, que tres hombres y una mujer habían bajado de una enorme cosa redonda, ancha y blanca y que, después de que la cosa redonda se hubiera posado sobre la campiña, entraron por la. ventana. No recordaba con exactitud lo sucedido después - le entró sueño enseguida -, pero creía que los tres hombres y la mujer le habían operado el vientre, sacándole un clavo oxidado que tenía en el abdomen. La mujer enseñó a sus familiares el clavo, que tenía sujeto a la palma de la mano con esparadrapo.
    Los familiares se dieron cuenta de que efectivamente Nasra había sido operada. Cuando llegaron la policía y los médicos llamados urgentemente desde Alejandría, todos estuvieron de acuerdo en el reconocimiento: se trataba de una operación quirúrgica excepcional y moderna. Los médicos quedaron impresionados por el cosido de la herida, ejecutado con hilo especial y métodos ultramodernos.
    La hemorragia había cesado definitivamente. Los médicos que conocían el caso, se preguntaban ¿quién había operado a Nasra?
    A la noche siguiente Nasra se despertó sobresaltada y gritando de miedo nuevamente. Al acudir los familiares, como la noche anterior, les declaró que los tres hombres y la mujer habían vuelto, bajando por el techo, y le habían cambiado las vendas después de examinar las heridas...
    El Centro Studi Fratellanza Cósmica confirmó la intervención de extraterrestres mediante un comunicado de Adoniesis, cuyo extracto alusivo era el siguiente:
    “Algunas personalidades de vuestro Planeta conocen muy bien que nosotros poseemos la completa posibilidad de proceder a la desmaterialización de nuestros cuerpos y de nuestros medios, y por tanto, también a la rematerialización de lo que hemos desmaterializado temporalmente.
    Para poder entrar en la casa de Nasra, a través de las paredes y del techo, tuvimos que desmaterializarnos para luego materializarnos en el interior y proceder a operarla. También en otros casos parecidos tuvimos que actuar de modo similar. Para nosotros es posible pasar del estado físico al estado astral y viceversa. Por eso hemos dicho muchas veces que estamos entre vosotros y no nos véis: es una realidad. Demostraros prácticamente el proceso no me está permitido por el Supremo Consejo de la Confederación; espero que comprenderéis el porqué.”


    21. Programa operativo:
    Salvaguardar las especies y crear un remanente


    En un determinado momento, el Centro Studi Fratellanza Cósmica, desde su sede central de Italia, envió una comunicación privada a los seguidores de todos los países a través de sus delegados nacionales. Dicha comunicación recomendaba no moverse de los lugares respectivos de origen. En cierto modo, la respuesta a dicha comunicación predisponía a un coloquio sobre un aspecto de la fase operativo fundamental: la operación Arca de Noé.
    Esta operación se había podido comprender a lo largo de algunos mensajes cuyo contenido se divulgó más tarde, y cubría una amplia gama de aspectos, afectando al modo en que los humanos concebimos hoy la ecología de nuestras especies animales y vegetales, a la selección y salvaguarda de especies por parte de los Extraterrestres, y a la preparación para una posible evacuación.
    Uno de los primeros comunicados que dieron la pista de que el programa había entrado en una nueva fase, fue este breve comentario hecho público en el Boletín del Centro Studi Fratellanza Cósmica, y que hacía referencia al “aparente” rapto de dos trabajadores norteamericanos llamados Hickson y Parker:
    “El porcentaje de intoxicación del cuerpo humano controlado por los científicos extraterrestres es ¡alarmante! Han llegado a esta conclusión después de haber examinado atentamente a los dos trabajadores americanos Hickson y Parker, que fueron “raptados” mientras estaban pescando en el río Pascagoula (Mississipi). No ha sido ningún rapto efectivo, sino un simple acto de amor desinteresado hacia la Humanidad de este Planeta a punto de suicidarse”. - Firmado: Eugenio Siragusa.
    En el año 1938, uno de los más importantes físicos atómicos europeos que investigaban la bomba atómica y la energía nuclear, era Etore Majorana. El físico catanés fue dado por muerto a raíz de su desaparición después de 1938. Sin embargo, a raíz de la publicación de la noticia de su reaparición en Italia, en 1957, el Centro Studi Fratellanza Cósmica publicó esta breve nota, firmada por Eugenio Siragusa:
    “En efecto, Etore Majorana ha sido visto al lado de un científico ruso en las montañas de Casertano. No sólo visto, sino encontrado. Etore Majorana era un físico que se oponía a la utilización negativa de la energía atómica. Etore Majorana se encuentra actualmente, con otros científicos de todo el mundo, al servicio de los Extraterrestres en una localidad de nuestro Planeta inaccesible al hombre normal.”
    El comunicado definitivo se produjo como texto aclaratorio de uno de tantos casos en que los avistamientos de Ovnis en zonas apartadas del campo, han sido seguidos de la desaparición de animales o plantas en las granjas de cultivo.
    En la localidad de Isola de Ortonovo, un lugar situado a 15 kilómetros de la cabeza de partido y a 3 kilómetros de Carrara, vivía un agricultor de 48 años, llamado Amerigio Lorenzini. Era un hombre equilibrado y estimado. Estaba cuidando sus conejos, como todas las noches, cuando oyó sobre su cabeza un extraño zumbido. Levantó los ojos y fue cegado por una luz viva que se debilitó poco a poco. Vuelto en sí, distinguió en tierra, en unos prados vecinos, a unos quince metros, un extraño aparato de forma oblonga. Poco después, por una puerta lateral que se había abierto silenciosamente, salieron tres seres de forma humana, de estatura pequeña, que llevaban una especie de traje espacial. Tenían la cabeza encerrada en una escafandra y se dirigieron hacia él. Sobrecogido por un miedo enloquecedor, Lorenzini se precipitó en el interior de su casa para tomar un fusil de caza. Al salir vio a los hombres, que se habían aproximado a la conejera. Entonces apuntó su arma contra ellos y lleno de terror apretó el gatillo, pero el tiro no salió. El hombre rearmó frenéticamente su fusil y volvió a tirar del gatillo. Mientras tanto los tres hombres, sin preocuparse, volvían tranquilamente a su aparato. De nuevo los tiros no salieron. Algunos segundos más tarde, los individuos desconocidos estaban nuevamente al borde de su aparato que, elevándose rápidamente del suelo, partió a gran velocidad. Lorenzini volvió a apuntar con su fusil hacia la nave, apretó el gatillo y esta vez el tiro salió...
    Mirando a su alrededor, el hombre se apercibió de que sus doce conejos y la conejera habían desaparecido.
    No es ésta la primera vez que los tripulantes de Ovnis se han llevado especies del planeta Tierra. En Way Back, Estados Unidos, desaparecieron en similares circunstancias algunas de las vacas del granjero Alex Hamilton. En Barcelos (Brasil), se llevaron 17 pollitos, 4 cerdos y 2 vacas de una sola vez. En la granja Palma Valba, de Ildefonso Lontinho, situada en los alrededores de Alegrete (Brasil), un temero fue literalmente llevado bajo los ojo atónitos de los pastores que cuidaban la vacada.
    Todos estos casos tienen respuesta en la comunicación recibida por Eugenio Siragusa de Adoniesis, y que se hizo pública el 31 de diciembre de 1963. Decía así:
    “Nosotros nos hemos llevado muchas especies de animales y de plantas con un fin bien preciso que voy a explicaros.
    En un tiempo bastante lejano, un gran hombre llamado Noé, fue encargado de salvar a muchas especies de animales antes de que las aguas de la mar recubrieran una gran parte de la Tierra. Nosotros, le ayudamos en la construcción de un gran habitáculo, comportando ciertas técnicas que le permitieron ser lo suficientemente seguro. Noé por otra parte, fue programado para que ejecutara escrupulosamente nuestras directivas y el fin fuese alcanzado plenamente. El ejecutó su trabajo y salvó ciertamente las especies animales determinadas, así como ciertas plantas que de otro modo no hubieran podido sobrevivir.
    Actualmente nosotros estamos haciendo lo mismo, en previsión de lo que pasará en el futuro, porque ahora un hombre como Noé no puede existir.
    Los animales, las plantas, y todo lo que nosotros creemos oportuno llevar, es llevado a zonas seguras en las cuales su reproducción natural es posible sin que sea forzada por elementos de degeneración que cambiarían irremediablemente los valores genéticos y la función determinante de su trabajo colectivo, así como una cierta armonía creadora que vosotros ignoráis todavía.
    En el pasado, nosotros os hemos traído a la Tierra numerosas especies de animales domésticos, numerosas plantas que han sido, y son todavía, elementos básicos de vuestra subsistencia. Pero vuestra técnica absurda y diabólica no ha permitido que esos elementos desarrollen naturalmente su acción evolucionando según la Ley.
    Vosotros continuáis matando, a sabiendas de que así creáis un vacío ecológico peligroso que ahora ha llegado a un desequilibrio tal que amenaza vuestra supervivencia. Vosotros actuáis sin el menor criterio de discriminación, destruyendo toda posibilidad de repoblación de especies, quitando de esta forma al derecho creador una prerrogativa que repercute inexorablemente sobre vuestra propia vida.
    Vosotros debierais haber sido todos como Noé, y vuestros hijos os hubieran bendecido. Pero no lo habéis hecho y lo tenemos que hacer nosotros, para bien de los que heredarán el reino de Dios sobre la Tierra y poseerán todo lo que el Padre Glorioso da por amor, según ley de su naturaleza viviente.”
    Coincidiendo con estos comunicados, se hizo en el Centro Studio Fratellanza Cósmica una comunicación cuyo tema fundamental era la generación humana, y que llevaba por título: El Amor Creativo. En cierta forma era la respuesta que siguió al comunicado de Adoniesis, hecho público en el año 1976 y que hacía referencia a las mujeres encinta:
    “Ha sido dicho y escrito: ¡Ay de las mujeres que en aquellos tiempos estén encinta! ¿Os habéis preguntado por qué? Porque habéis edificado desventuras que destruyen la vida desde su nacimiento. Porque el aire está saturado de veneno y el agua y la tierra están privados de su genuina fuerza vital. Porque las semillas de los hombres han sido coercionadas por dinamismos involutivos y en el vientre de las mujeres no existen los equilibrios naturales de la fecundación, capaces de informar y edificar la salud del cuerpo, ni la inmunidad de los males que genéticamente se transmiten y se amplifican con la irresponsabilidad más cínica. Porque la droga y todo lo negativo que se practica han debilitado la estructura sostenedora de la vida y de su poder expresivo que la identifica con la inteligencia creadora.”
    Siguió esta comunicación:
    “La institución más importante, a los ojos de los Extraterrestres, es el amor creativo. Esta tarea, delicada y divina, es el pilar de base sobre el cual descansa la evolución psíquica, física y espiritual de los seres humanos. Vuestra ciencia debería instituir este nuevo sistema de vida, si quiere hacer desaparecer de su raza los seres infelices, disminuidos por una concepción inconsciente y delictuosa.
    Exhortamos a los Gobiernos y a los sabios de la Tierra a que tengan en gran consideración el acto divino de la concepción, porque en verdad es la obra más sublime delante del Padre Creador y de todas las Conciencias Universales.
    Nos esforzamos en haceros comprender la gran importancia que reviste nuestro sensato consejo. Por esto, y con devota pasión, os damos en síntesis un cuadro de esta delicada experiencia que es el amor creativo.
    He aquí lo que podemos decir a los futuros esposos y padres, a las futuras esposas y madres: Si amáis verdaderamente a vuestras criaturas, si queréis darles una existencia serena a través de la salud del cuerpo, de la inteligencia y de la alegría del espíritu, destinada a vivificar los habitáculos materiales, tenéis que considerar la obra del amor creador como un acto de gran religiosidad ante Dros y los hombres. En esto reside el secreto de la evolución perfecta de la raza humana, tanto en la materia como en el espíritu.
    Nuestros sabios son los Maestros insignes de la Ciencia pura, desarrollada y aplicada en millares de sistemas solares del Universo al cual pertenecéis. Algunos de los planetas de vuestro sistema solar forman parte de la gran Confederación Interestelar, aplicando con una escrupulosa exactitud y pleno conocimiento los postulados de la ciencia pura que nuestros Maestros edifican por el bien Supremo, colectivo y Universal.
    El amor creativo es precisamente el concepto más alto que nosotros honramos, concepto que eleva sobre un plano verdaderamente divino el corazón y el espíritu de la mujer. Para nosotros, la concepción es un acto mucho más espiritual que físico. Por una ley innata en nosotros está por encima de cada uno de nuestros pensamientos, con el amor puro que no admite otras condiciones que las que exige el perfecto desdoblamiento de nuestra personalidad en un cuerpo lleno de salud, en una vivienda limpia para acoger un espíritu evolucionado.
    Por esto os pedimos observar y experimentar los consejos que vamos a daros, seguros de haberos sugerido muy sintéticamente los valores de base que os procurarán la alegría suprema de una maternidad sana, así como una preciosa contribución para la más rápida y segura evolución de la raza humana en este Planeta.
    He aquí, agrupados en siete puntos fundamentales, lo que vosotras, mujeres, debéis observar cuerdamente para ser cada día más dignas del deber de la creación:

    1. El acto creativo debe realizarse en una atmósfera de pasión espiritual, evitando lo más posible la participación completa del sentido del erotismo material. El hombre debe, igualmente, participar plenamente en esta precisa predisposición y compartirla.
    2. Durante todo el período del embarazo, la mujer debe vivir en sitios saludables, donde abunde una rica vegetación, y en el dulce silencio de su alma, que contemple su sublime acto creativo. Debe alimentarse en la alegría del espíritu, serena como una muchacha, encantada por la belleza de la naturaleza que le rodea, para que, semejante a esta naturaleza, ella pueda en un relajamiento perfecto perpetuar la especie.
    3. Vista la situación particular de vuestro planeta, donde la atmósfera está muy ensuciada por elementos tóxicos y a menudo mortales, las altas zonas montañosas son preferibles al aire enrarecido de las ciudades; el aire allí es todavía puro y la vegetación perfumada.
    4. Ninguna emoción debe turbar su corazón, su alma y su espíritu. La felicidad debe estar siempre presente en ella durante este período tan delicado y tan serio.
    5. La alimentación tiene que ser perfectamente equilibrada, natural y evolucionada. La leche, las frutas y las verduras frescas de los campos cultivados con competencia constituyen los alimentos ideales, porque son ligeros, fáciles de digerir y ricos en vitaminas. Nada de alimentación grosera, sino alimentos puros, sustancialmente evolucionados.
    6. Los movimientos gimnásticos son armoniosos, graciosos y ejecutados con dulzura espiritual a la salida y a la puesta del sol. Reposo, y profundas respiraciones al nacimiento del día.
    7. El humo envenenado del tabaco será totalmente evitado, porque es el vehículo de numerosos males que os fatigan y que se transmiten fácilmente a la generación futura. Ninguna bebida alcohólica, nada de café ni otro excitante cualquiera. Evitad las medicinas, los grandes esfuerzos, las excitaciones psicofisicas y todo lo que pueda influir negativamente en vuestro estado.

    Si observáis estos siete principios con una consciencia serena, os darán la inmensa alegría de tener hijos que se parecerán mucho a los Angeles del Señor. En nuestros mundos, muy numerosos, nuestra ciencia da mucha importancia a esta institución porque es el primero y el más importante hecho social. Consideramos este deber delicado como la primera Ley Divina del Padre Creador y por ello tenemos por este acto un respeto incondicional.”
    La nueva etapa del programa y de la operación global “Saras”, se expresaban en el retorno de esa segunda nave de Noé. El retorno no se produce igual que en la época de Noé porque el significado, el desarrollo y la Humanidad están en otras coordenadas espacio tiempo. Sin embargo, el propio planeta Tierra es otra vez y ahora, en lugares minuciosamente seleccionados por los extraterrestres, la nave que salvaguarda la ecología de las especies y del hombre mismo.
    La aclaración parcial de estos hechos fue dada en otra comunicación:
    “Estudios realizados con particular cuidado a través de observaciones precisas en poder del Centro Studi Fratellanza Cósmica, revelan que la cavidad de nuestro Planeta tiene un núcleo solar interno y con un movimiento centrípeto respecto al exterior centrífugo. Ante el hecho de que algunos exploradores del Polo Norte se encontraron involuntariamente con particulares situaciones ante seres de cerca de dos metros y medio, se debería caer en la cuenta de que el Polo Norte y el Sur son como dos gigantescas puertas que conducen hacia el mundo interior del Planeta. Es bien sabido que en el Polo Sur, existen algunas zonas con un clima particular y con una vegetación exuberante, existiendo en el interior de estas zonas enormes montañas. La explicación está en la compenetración de la materia y sus diversos aspectos dimensionales en la estructura cosmofísica de nuestro planeta.”
    A través del medio habitual, Eugenio Siragusa, en el año 1967. recibió un comunicado que hizo público en el mes de octubre. En síntesis su contenido era el siguiente:
    “No os alejéis de vuestros territorios nacionales y permaneced tranquilos en toda circunstancia que se refiera a nuestra obra. Los acontecimiento ya preanunciados están en vías de maduración y nuestros medios dispuestos para poner en marcha los predispuestos designios operativos en estricta relación con cuanto ha sido dicho, escrito y transmitido a la posteridad para conocimiento de los signos.”
     
    Foro » EUGENIO SIRAGUSA » Eugenio Siragusa, libro: EL ANUNCIADOR » LA VUELTA DEL ARCA DE NOE (CAPITULO 7)
    Página 1 de 11
    Búscar:

    Mensajes Nuevos
  • MAXIMO CAMARGO (CONTACTADO) (1)
  • LA HERMANDAD BLANCA (0)
  • EL TESTAMENTO DE ABRAHAM (1)
  • LA BIBLIA Y LOS EXTRATERRESTRES (4)
  • UNA VIDA, UNA MISIÓN SIGUIENDO LOS PASOS... (2)
  • LA HUMILDAD, RAIZ Y MADRE DE TODAS LAS V... (1)
  • EL CAMINO DE LA EVOLUCION DEL ESPIRITU (1)
  • YO EL MAESTRO DEL AMOR ALIENTO SOBRE VOS... (1)
  • EL SANTO TEMOR DE DIOS (3)
  • EUGENIO SIRAGUSA (2)
  • RECOMENDADOS
    Búscar